Lista de Especies por la letra "A"
 

 

Alcaparro enano - Cassia tomentosa

   

Alcaparro enano - Cassia tomentosa

Condiciones de Adaptación

Altitud: 1.800 a más de 3.000 metros sobre el nivel del mar. Clima: Temperatura media de 12 a 18ºC, lluvia anual: 500 a 2.000 mm. Suelos: Prefiere suelos medianamente profundos, con drenaje de regular a bueno y soporta suelos arcillosos. Topografía: Plana a ondulada. Limitantes: Exige buenos suelos. No tolera zonas contaminadas, ni sequías prolongadas.

Manejo de la Semilla

Almacenamiento: Para conservar estas semillas de tipo ortodoxo por periodos hasta de 7 años, almacénelas con temperaturas de 5 a 15°C y con un contenido de humedad entre 5 y 8%. Tratamiento pregerminativo: Sumergir las semillas en agua corriente durante 24 horas, o en agua hirviendo retirándolas al minuto del calor y dejándolas allí en remojo por 24 horas más, o escarificación mecánica, hasta que su aspecto sea poroso, y dejar la semilla en remojo por 12 horas. Plántulas en vivero: Plántulas reales promedio por kilogramo de semilla: 25.000. La germinación ocurre entre los 12 y 35 días.

Producción en Vivero


  • Utilice la semilla inmediatamente, no la exponga al calor, sol o humedad conserve la identificación.

  • Aplique el tratamiento pregerminativo indicado es obligatorio.

  • Sustrato de germinación: Para cantidades pequeñas se recomienda Turba para evitar la desinfección; en cantidades mayores se prepara un sustrato de una (1) parte de tierra por tres (3) de arena. No use fertilizantes, gallinaza ni humus para la germinación.

  • Desinfección del sustrato: Formol: Un (1) litro por metro cuadrado al 20% de concentración o Basamid 50 g. por m2 aplicado con el sustrato húmedo; en ambos casos se cubre 4 días con un plástico, luego se remueve por 3 días o más hasta que desaparezca el olor. La profundidad del sustrato no debe ser mayor de 15 cm.

  • Siembre tan superficial como sea posible, sin que la semilla quede expuesta al aire o la destape el riego.

  • Riego: Mantenga húmedo el sustrato durante la germinación, sin exceso o deficiencia de agua, utilice implementos de gota muy fina o nebulización para que no se destape la semilla.




Proteja la germinación de las condiciones del medio como lluvias fuertes, exceso de sol o calor, roedores o pájaros; el uso opcional de sombra moderada, mejora las condiciones de germinación. Para optimizar la germinación y disminuir la dependencia del riego y a la vez proteger de los cambios ambientales o la desecación prematura del sustrato, una vez realizada la siembra, es conveniente cubrir las eras de germinación con una lona de polipropileno color verde del tipo usado en las construcciones; esta lona permeable se coloca sobre el germinador inmediatamente después de la siembra y se deja hasta que se inicie la germinación.

El riego se puede aplicar por encima de la lona. La práctica es sencilla, económica y muy beneficiosa para la producción.

En todos los casos se deben proteger los germinadores de la lluvia directa para evitar encharcamientos y aparición de problemas sanitarios, se recomienda el uso de plásticos traslucidos al menos a 80 cm de altura, las polisombras no son efectivas debido a que dejan pasar el agua de la lluvia.

 

Trasplante

Una vez las plantas tienen 2 – 8 cm., se procede a trasplantarlas a bolsas y se siguen las siguientes actividades:

  • Se coordina el llenado de bolsas con tierra fértil y cascarilla en una proporción del 20%, se establece una malla sombra mínimo del 65%, indispensable para el trasplante.

  • Para el transplante, se extraen las plántulas una a una protegiendo la raíz del aire y del sol, se pueden colocar en un balde con agua fresca, sumergida únicamente la raíz, se toman una a una sin presionar el tallo ni la raíz, y se colocan en un hoyo central hecho con una estaca en el centro de la bolsa, (con el sustrato húmedo), con las raíces extendidas hacia abajo y rectas; este es el momento de aplicación de micorrozas, las cuales se colocan en contacto con la raíz aplicando de 5 a 10 g. por bolsa.


Recipiente para trasladar las plántulas bien protegidas y sombra durante el transplante.

Trasplante: bajo sombra se hace un hoyo profundo y central con el sustrato húmedo y postura de la plántula sin torcer la raíz.

  • El trasplante debe hacerse obligatoriamente bajo sombra usando malla sombra o materiales similares, (no debajo de árboles porque entre luz lateralmente), se dejan dos semanas, y luego se exponen lentamente a plena luz para que crezcan y rustifiquen.

  • El riego debe hacerse a diario después del trasplante, de preferencia en las primeras horas del día o en las últimas de la tarde.

  • Una vez transplantadas algunas especies, toman un aspecto poco vigoroso, con apariencia deshidratada o agachadas, lo cual es normal los primeros días.

  • La última fase de la producción en vivero es la etapa de crecimiento y desarrollo después del trasplante. Este periodo es variable para cada especie y debe ser lo suficientemente largo, como para que los árboles alcancen una altura entre 6 y 25 cm. para llevar a campo.


Manejo especializado de fertilización, retenedores de agua, uso de insecticidas, fungicidas o manejo cultural, lo puede consultar con El semillero. La semilla se siembra distribuyendo en hileras separadas 3 a 4 cm., o al voleo utilizando 150 g. de semilla/m2. Es posible propagarla vegetativamente por miniestacas.